Researching…

Archivo de Autor

Desde MI LIBERTAD

Sentada en el andén

mi cuerpo tiembla y puedo ver

que a los lejos silba el viejo tren

como sombra del ayer.

No será fácil ser

de nuevo un solo corazón

siempre había sido una mitad

sin saber mi identidad.

No llevaré ninguna imagen de aquí

me iré desnuda, igual que nací;

debo empezar a ser yo misma y saber

que soy capaz y que ando por mi pie.

Desde MI LIBERTAD

soy fuerte porque soy volcán:

nunca me enseñaron a volar

pero el vuelo debo alzar.


Sé Tú, Sé Luz

Sé Luz

 

Estate en Paz.

Empieza una Nueva Vida.

De ahora en adelante, vas a disfrutar

de todo lo que el Universo te ofrece:

Todo te será dado, sigue las Señales.

Encuéntrate. Disfrútate. Ámate.

Renace como el Ave Fénix 

y aprende de todas las Experiencias vividas. 

Olvida y sigue adelante, siempre adelante. 

Vuelve a ser Luminosa, 

porque la Vida es maravillosa, es un regalo 

que hay que disfrutar intensamente. 

Confía:

Todo está bien, Todo saldrá bien.

Ten Fe en los planes que el Universo tiene para ti.

Levántate cada mañana con la Certeza y la Tranquilidad

de saber que Todo está donde tiene que estar

y Todo Es como tiene que Ser.

Que sigues Avanzando y Creciendo día a día. 

Sonríe.

No te resistas ya nunca más. 

Fluye con la Corriente de la Vida. 

Ponte en manos de Tu Ser, que sabe cuál es tu Camino.

Y recuerda que Nunca estás sola: 

todos tus Acompañantes te iluminan

con su Luz Poderosa que emana de La Fuente,

del Uno, del Todo, del Amor, donde Todo es Luz,

donde no hay oscuridad, 

donde el Tiempo es tu Aliado

porque el “tiempo humano” no existe.

Puedes hacer Todo aquello que Deseas

y que has venido a Hacer.

Respira.

No tienes que correr hacia ninguna parte.

Tan solo Sé Tú:

Sé Luz.

 

LZS, Desde el Alma


The Blower’s Daughter

 

And so it is
Just like you said it would be
Life goes easy on me
Most of the time
And so it is
The shorter story
No love, no glory
No hero in her sky

I can’t take my eyes off you
I can’t take my eyes off you
I can’t take my eyes off you
I can’t take my eyes off you
I can’t take my eyes off you
I can’t take my eyes…

And so it is
Just like you said it should be
We’ll both forget the breeze
Most of the time
And so it is
The colder water
The blower’s daughter
The pupil in denial

I can’t take my eyes off you
I can’t take my eyes off you
I can’t take my eyes off you
I can’t take my eyes off you
I can’t take my eyes off you
I can’t take my eyes…

Did I say that I loathe you?
Did I say that I want to
Leave it all behind?

I can’t take my mind off you
I can’t take my mind off you
I can’t take my mind off you
I can’t take my mind off you
I can’t take my mind off you
I can’t take my mind…
My mind…my mind…
‘Til I find somebody new


Aprende a soltar

Deja ir todo aquello que creías que debía ser

 y permítele a la Vida que cumpla Su Tarea,

que es la de abrirse camino hacia tu Conciencia y expandirla…

 

Mujer Árbol


The process

We are Spiritual Beings

We are going through a deep alchemical process at this time that is calling forth the Fallen Archetype that was programmed into the human psyche. This fallen archetype was a set of directions that took us as far away from cosmic consciousness as possible without our even having a clue that this had taken place. Our memory of the original divine blueprint was all but destroyed.

As a result of this fall away from cosmic unity consciousness, we began to use our creative powers of mind and heart and sexuality to support an inorganic system that promotes a very materialistic and egoic paradigm that is obsessed and overly identified with the body, control and possession of other bodies and minds, and a strong need of approval from the very system that has robbed us of our real power.

Every human body and soul is an organic supercomputer that has the ability to connect into the cosmic memory, the akashic realm of Universal Subconsciousness, to draw from the collective Wisdom of the divine female principle. This requires that we are able to focus our thoughts and feelings through our male force and use the brain as a remote control to direct the forces of Nature through our Feminine Heart.

Those beings who are here to perform the great alchemical work with our planetary goddess, Gaia Sophia, are in the process of removing the fallen archetype imprints that were installed by those opportunist forces that feed off human fear and confusion, misused sexual energy and the dark death rituals of war and killing of innocent victims.

We are preparing to program our individual organic supercomputers with the original set of instructions from our higher self which is directly connected to Source and the Higher Cosmic Laws that govern all of Creation. The alchemical process requires that we call forth all that we explored in our fallen state, SEE it, forgive it and reclaim those parts of our soul to hold the space of our dark foundation, where they can serve in the proper intended way, our ascension into fully awakened consciousness.

This can be a painful and drawn out process, especially when our souls are aware of themselves as a spiritual beings. We have to eat our own dark so to speak as we face it. This is not a process to be feared or rejected, but a process to be faced with courage and vigilance, patience and love, while holding all of our wisdom in our hearts and forgiving the past, knowing that it was the force to awaken us to our full Glory of Being. There is a huge celebration on the way!

 

Shannon Port
http://www.artofthefeminine.com

Art by Julia Popova


No te enamores de una MUJER

Una MUJER

 

No te enamores de una mujer que lee, de una mujer que siente demasiado, de una mujer que escribe…
No te enamores de una mujer culta, maga, delirante, loca.
No te enamores de una mujer que piensa, que sabe lo que sabe y además sabe volar; una mujer segura de sí misma.
No te enamores de una mujer que se ríe o llora haciendo el amor, que sabe convertir en espíritu su carne; y mucho menos de una que ame la poesía (ésas son las más peligrosas), o que se quede media hora contemplando una pintura y no sepa vivir sin la música.
No te enamores de una mujer a la que le interese la política y que sea rebelde y vertigue un inmenso horror por las injusticias. Una a la que le gusten los juegos de fútbol y de pelota y no le guste para nada ver televisión. Ni de una mujer que es bella sin importar las características de su cara y de su cuerpo.
No te enamores de una mujer intensa, lúdica y lúcida e irreverente.
No quieras enamorarte de una mujer así.
Porque cuando te enamoras de una mujer como ésa, se quede ella contigo o no, te ame ella o no, de ella, de una mujer así, JAMÁS se regresa.

 

Martha Rivera-Garrido

Vittorio Matteo Corcos
Dettaglio del ritratto “Paolina Clelia Silvia Biondi, 1909”, Collezione privata


Byssan Lull (Swedish song)

Conocí hace poco esta nana tradicional sueca. Desde el primer momento me enamoró: cinco estrofas que repiten una melodía dulce y pegadiza, una armonía simple y una letra que a su vez insiste en dar forma a tres elementos, una y otra vez, como si de un mantra se tratara…

I’ve recently met this traditional Swedish lullaby. From the first moment I love it: five stanzas repeat a sweet and catchy melody, simple harmony and lyrics that emphasize a three element-shape, again and again, as if it were a mantra …

 

 

Byssan Lull

Byssan lull, koka kittelen full,
där kommer tre vandringsmän på vägen.
Den ene, ack så halt,
den andre, o så blind,
den tredje säger alls ingenting.

Byssan lull, koka kittelen full,
där blåser tre vindar på haven,
på Stora ocean,
på lilla Skagerack
och långt upp i Bottniska viken.

Byssan lull, koka kittelen full,
där segla tre skutor på vågen.
Den första är en bark,
den andra är en brigg,
den tredje har så trasiga segel.

Byssan lull, koka kittelen full,
sjökistan har trenne figurer.
Den första är vår tro,
den andra är vårt hopp,
den tredje är kärleken, den röda.

Byssan lull, koka kittelen full,
tre äro tingena de goda.
Den första är Gud Far,
den andra är hans Son,
den tredje mild Jungfru Maria.

 

Galley of Riches

Byssan lull — boil the full kettle,
three wanderers are coming down the road.
The first one is limping,
the second one is blind,
the third one doesn’t say anything.

Byssan lull — boil the full kettle,
three winds are blowing at sea.
One the great ocean,
on the little Skagerrak,
and far up on the gulf of Bothnia.

Byssan lull — boil the full kettle,
three sailing ships are sailing here.
The first one is a barque,
the second one is a brig,
the third one has ragged sails.

Byssan lull — boil the full kettle,
the treasure chest has three figures.
The first one is our faith
the second one is hope,
the third one is the red love.

Byssan lull — boil the full kettle,
there are three good things.
The first one is God our Father,
the second is his Son,
the third one is the mild Virgin Mary.

 


Cuando un amigo se va…

 

Cuando un amigo se va
queda un espacio vacío,
que no lo puede llenar
la llegada de otro amigo.

Cuando un amigo se va,
queda un tizón encendido
que no se puede apagar
ni con las aguas de un río.

Cuando un amigo se va,
una estrella se ha perdido,
la que ilumina el lugar
donde hay un niño dormido.

Cuando un amigo se va
se detienen los caminos
y se empieza a rebelar,
el duende manso del vino.

Cuando un amigo se va
galopando su destino,
empieza el alma a vibrar
porque se llena de frío.

Cuando un amigo se va,
queda un terreno baldío
que quiere el tiempo llenar
con las piedras del hastío.

Cuando un amigo se va,
se queda un árbol caído
que ya no vuelve a brotar
porque el viento lo ha vencido.

Cuando un amigo se va,
queda un espacio vacío,
que no lo puede llenar
la llegada de otro amigo.

Letra: Alberto Cortez
Música: Alberto Cortez


Mi Budapest

Budapest, Puente de las cadenas

Dice una canción de Sabina que al lugar donde uno ha sido feliz no debiera tratar de volver. Es la que se me viene a la mente cuando alguien me pregunta si he vuelto a Budapest. “No”, les digo con cierta nostalgia, “no me ha dado por volver…”. Y es así realmente. Para qué. Sé – por lo que me han contado amigos que sí han vuelto algún verano o por fotos y noticias de internet- que está rehecha, que brilla más que nunca, que es una ciudad nueva: aquélla que comenzaba a despuntar hace más de una década, cuando ya veíamos que la inyección capitalista empezaba a notarse en las reformas de los edificios, la restauración de las fachadas y también, cómo no, en la construcción de gigantes y lujosos centros comerciales por toda la ciudad o en los nuevos hábitos de los ciudadanos. Me la imagino inmensa y maravillosa, brillante y orgullosa. Grandiosa, como sólo una ciudad construida a imagen y semejanza de otra  imperial puede serlo;  cálida y acogedora, como nunca consiguió ser aquella Viena que le sirvió de espejo, aquélla que jamás pudo hacer feliz a una princesa que regresaba una y otra vez a la ciudad copiada, a la hermana pequeña, a su amada Budapest.

Y así, de esa manera, siento yo a mi amada Budapest, “Mi Budapest”. La mágica ciudad en la que se respiraban nostalgia y pasado, en la que casi podíamos  “ver en color sepia”. Aquélla cuyas calles recorríamos en las tardes oscuras de invierno, llenas de nieve, tapados hasta los ojos porque el frío nos calaba pero felices hasta la médula porque estábamos allí. Y también en los brillantes días de primavera, cuando las flores nos sorprendían en cualquier esquina, después de que el manto de nieve hubiese desaparecido y los húngaros saliesen finalmente del calor del hogar para respirar la nueva estación. Budapest: la que nos acogió como en casa y en la que vivimos historias para recordar una vida. Cómo olvidar los paseos nocturnos por mi querida calle Ostrom, en la subida de la entonces Moszkva Ter; cómo no acordarme de nuestras visitas a la iglesia, el Bastión de los Pescadores, el  Castillo o el Puente de las Cadenas, rodeados de luces doradas, con una familiaridad que sólo en nuestro país pudimos  imaginar. Y del viejo tranvía que recorría la emblemática Andrássy, la avenida de la ópera, como un precioso decorado; o del metro rojo, que hacía de submarino bajo el río al cruzar a la otra orilla…  Y todo eso cuando apenas pasábamos de los veinte años y era nuestra primera experiencia de larga duración en el extranjero: ¡cómo olvidar tanta magia!.

Y a qué volver ahora. Quiero recordarla con la imagen que de ella guardo en el corazón, que es la verdadera esencia que nos queda de todo y de todos. Así la llevo siempre conmigo, como una parte más de mi alma. Porque sé que allí estuve en otras ocasiones, quién sabe si en sueños o en vidas anteriores, si las hubiera… Y que allí debía retornar y vivir experiencias que sólo ella me tenía reservadas. “¿A qué volver, pues?”, he pensado tantas veces. Pero tal vez algún día decida reencontrarte. Quizá en el aire queden rastros de nuestras almas. Puede que incluso vea con más nitidez lo que entonces no pude o no supe ver. Porque la vida siempre da la oportunidad del reencuentro, y el que se hace con uno mismo es el más elevado objetivo del alma.

LZS, 07.14


MUJERES

Mujeres

Cuando una Mujer elije irse, se va.
Una Mujer que Ama, lo hace.
Cuando una Mujer decide hablar, Dice.
Cuando una Mujer considera seguir y probar,
sigue, prueba, insiste.
No sé de Mujeres que permanecen mucho tiempo dudando
Quiénes son, Qué quieren, Cuánto pueden, Dónde deben…
El Poder de La Muer es ELEGIR.
Una Mujer de Poder Sabe Sentir , Dice y Hace.
Mas allá de sus Padres, de sus Hombres, de sus Hijos…
Mas allá de la Cultura o el Gobierno de turno,
más allá de la Religión, de lo que aconseja la Ciencia
y de lo que le permite la Economía.

Para la Humanidad hay Héroes;
Las Mujeres Sabemos que hay Mujeres que Dan a Luz,
Alimentan, Crian y Educan Hombres de Bien.
Las Mujeres no tenemos Heroínas, tenemos Inspiradoras:
Mujeres que nos nutren con sus Frutos desinteresados;
que como árboles frondosos, de madera noble, ofrecen a La vida.
La Humanidad desprecia el trabajo silencioso;
silencia las Voces que arrullan, prefiere Discursos grandilocuentes.
La Humanidad invierte muy poco en tiempo,
en abrazos, en besos, en Niñas…
La Humanidad promueve modas, señala carencias;
la “envidia del pene”: La Falta…
indica normas y promulga leyes que pocas veces cumple
cuando Una Mujer las reclama para sí…
A La Humanidad la distraen las guerras, el fútbol;
la ciencia espacial, los moralistas religiosos,
los últimos modelos y los desfiles…
La Humanidad se rige por Mitos;
mitos mitómanos que les quedan chicos.

Cuando Una Mujer Sabe, comprende…
La Humanidad está aún en pañales
y es Ella Quien Cumple Su Propio Deseo.

LA MAGA


Nostalgia

Nostalgia

NOSTALGIA

Is the arriving waveform of a dynamic past, newly remembered and about to be re-imagined by a mind and a body at last ready to come to terms with what actually occurred. Nostalgia subverts the present by its overwhelming physical connection to a person or a place, to a time in which we lived or to a person with whom we lived, making us wonder, in the meeting of past and present, if the intervening years ever occurred. Nostalgia can feel like an indulgence, a sickness, an inundation by forces beyond us, but strangely, forces that have also lived with us and within us, all along.

Nostalgia is not indulgence. Nostalgia tells us we are in the presence of imminent revelation, about to break through the present structures held together by the way we have remembered: something we thought we understood but that we are now about to fully understand, something already lived but not fully lived, issuing not from our future but from something already experienced, something that was important, but something to which we did not grant importance enough, something now wanting to be lived again, at the depth to which it first invited us but which we originally refused. Nostalgia is not an immersion in the past, nostalgia is the first annunciation that the past as we knew it is coming to an end.

©2014 David Whyte

Excerpted from ‘NOSTALGIA’ From the upcoming book of essays CONSOLATIONS: The Solace, Nourishment and Underlying Meaning of Everyday Words.


Yo no quiero llamarme como me llamo

Yo no quiero llamarme como me llamo...

Yo no quiero llamarme
como me llamo…
Yo quiero que me llamen
fábrica, campo,
pueblo del sur, amigo,
sudor, trabajo,
camino de herradura,
jornal y Sancho.

Marisma, salinero,
candil de barco,
molino de La Mancha,
viento serrano,
pan áspero y moreno,
duelo y quebranto,
que no quiero llamarme
como me llamo.

Yo quiero que me llamen
buen hortelano,
palomar y colmena,
pozo y establo,
pescador de bajura,
cosecha y hato,
palmera de Levante,
mina y arado.
Como quieran,
llámenme como quieran,
propios y extraños,
pero no por mi nombre,
pero sí por mi canto,
por las cosas que siento,
por las cosas que amo,
que no quiero llamarme
como me llamo.

Yo quiero que me llamen,
perro sin amo,
tierra no redimida,
vino riojano,
herrero, campesino
de cal y canto
que no quiero llamarme
como me llamo.
Yo no quiero llamarme
como me llamo…
Yo no quiero llamarme
como me llamo…

 


Las cinco libertades

LIBRE

Las cinco libertades:

La libertad de ver y oír lo que hay,
en lugar de esperar lo que debería ser, lo que era, o lo que será.

La libertad de decir lo que siento y pienso,
en lugar de decir lo que pienso que debería decir.

La libertad de sentir lo que siento,
en lugar de sentir lo que creo que debería sentir.

La libertad de pedir lo que quiero,
en lugar de esperar el consentimiento ajeno.

La libertad de correr mis propios riesgos
en lugar de conformarme con la seguridad.

Virginia Satir


La invitación

Saber qué añoras

No me interesa saber a qué te dedicas,
quiero saber qué es lo que añoras, y si te atreves a soñar
o alcanzar lo que tu corazón más ansía.

No me interesa saber qué edad tienes,
quiero saber si te arriesgarás a parecer un loco por amor,
por tus sueños, por la aventura de estar vivo.

No me interesa saber qué planetas están cuadrando tu luna,
quiero saber si has tocado el centro de tu propia pena,
si has estado abierto a las traiciones de la vida
o te has vuelto marchito y cerrado por miedo a más dolor.

Quiero saber si te puedes sentar con dolor, tuyo o mío,
sin moverte para esconderlo, diluirlo o arreglarlo.
Quiero saber si puedes estar con alegría, tuya o mía,
y si puedes danzar libremente y dejar que el éxtasis te llene
hasta las punta de los dedos de tus manos y tus pies.

No me interesa si la historia que me estás contando es verdad,
quiero saber si puedes desilusionar a otros por ser sincero contigo mismo,
si puedes resistir la acusación de traición y no traicionar a tu propia alma.

Quiero saber si puedes ser fiel y por lo tanto confiable.
Quiero saber si puedes ver la belleza hasta en los días feos,
y si puedes nutrir tu vida desde la presencia de Dios.
Quiero saber si puedes vivir con fallos, tuyos y míos,
y todavía pararte en la orilla del lago y gritar a la luna llena plateada… ¡Sí!

No me interesa saber dónde vives, ni cuánto dinero tienes.
Quiero saber si te puedes levantar después de una noche de pena y desesperación, y salir adelante.

No me interesa saber quién eres, ni por qué estás aquí.
Quiero saber si te puedes parar en el centro del fuego conmigo sin encogerte.

No me interesa dónde, qué, o con quién has estudiado.
Quiero saber si te sostienes desde adentro cuando todo se cae a tu alrededor.

Quiero saber si puedes estar solo contigo mismo,
y si verdaderamente disfrutas la compañía que mantienes
en tus momentos de soledad…

 

KHALIL GIBRAN

 

 


Manos de mujeres

Mano fuerte va barriendo, pone leña en el fogón
Mano firme cuando escribe una carta de amor

Manos que tejen haciendo nudos
Manos que rezan, manos que dan
Manos que piden algún futuro
Pa’ no morir en soledad ¡Ay! ¡Ay!…

Mano vieja que trabaja
Va enlazando algún telar
Mano esclava va aprendiendo
A bailar su libertad

Manos que amasan curtiendo el hambre
Con lo que la tierra les da
Manos que abrazan a la esperanza
De algún hijo que se va ¡Ay! ¡Ay!…

Manos de mujeres
Que han parido la verdad
Manos de colores aplaudiendo algún cantar ¡Ay! ¡Ay!

Manos que tiemblan, manos que sudan
Manos de tierra, maíz y sal
Manos que tocan dejando el alma
Manos de sangre, de viento y mar ¡Ay! ¡Ay!…


Oración de la Mujer

Mujer y Diosa

Mujer y Diosa

 

Yo creo que dentro de mi yace una extraordinaria Mujer, y me comprometo a permitir que mi Luz se expanda por el mundo.

Yo creo que la fuente de mi poder y sabiduría está en el centro de mi ser, y me comprometo a actuar desde este lugar de fortaleza.

Yo creo que poseo pasión y potencial creativo en abundancia, y me comprometo a la expresión de estos dones.

Yo creo que ha llegado el momento de dejar ir viejas ideas y actitudes insanas, y me comprometo a re-examinar lo que se me ha dicho sobre la belleza y a descartar aquello que insulta a mi Alma.

Yo creo que los pensamientos y palabras negativos comprometen mi bienestar, y me comprometo a pensar y hablar en positivo sobre mí misma y sobre los demás. Yo creo que las Mujeres jóvenes necesitan modelos positivos, y me comprometo a ser un ejemplo de autenticidad y auto-amor.

Yo creo en la relación de mi bienestar y el bienestar del Planeta, y me comprometo a una Vida de conciencia plena que percibe a todo ser viviente como sagrado y digno de mi Amor.

Yo creo que es mi responsabilidad espiritual cuidar mi cuerpo con respeto, cariño y compasión, y me comprometo a equilibrar mi Vida de manera que mi cuerpo físico sea expresado y nutrido por completo. Yo creo que disfrutar es una parte esencial del bienestar, y me comprometo a quitar cualquier obstáculo del disfrute y a crear una Vida llena de belleza y goce.

Yo creo que la Mujer que se Ama a sí misma es una fuerza atractiva, poderosa y apasionada, y me comprometo, de hoy en adelante, a Amarme a mí misma de manera profunda y apasionada.

 

Jan Phillips.


Carta de una mujer indígena

Soy una mujer indígena, hija de la tierra y el sol,
pertenezco a una raza con una cultura milenaria que hoy conservo como un tesoro…
Convivo con lo que me rodea, con la lluvia, el viento, la montaña, el cielo…
Soy feliz en estas soledades…
Tengo tiempo para contar las estrellas,
tiempo para poner mis sueños al día,
para danzar con los pájaros sintiendo el aire fresco del amanecer
y hablar en silencio con los animales, con las plantas, con los espíritus…

Sé sembrar con la Luna los frutos del alimento,
teñir la lana para hacer el tejido,
hacer medicina como me enseñó mi abuela,
cantar al nuevo día.

Sé amasar sencillamente con fidelidad y con ternura…

Soy mujer indígena, mujer como la Madre tierra,
fértil, callada, protectora y fuerte.

Yo no sé de economía, ni de bancos, ni de política ni subvenciones.
Pero si sé cuando mi mundo está en peligro
y sé cuándo las cosas son buenas o no.

No entiendo de muchas cosas,
a la gente del gobierno que vienen con muchas promesas,
palabras de aire cuando hay elecciones y después nada,
a los que vienen a querer cambiar mi mundo, mis vestidos, mi espiritualidad…
Los que roban, los que experimentan con mis hijos
o les sacan sus órganos para los winkas ricos,
los que mienten, los que me sacan las tierras, los que me explotan,
los que intercambian mi arte y mis tejidos por comida o alcohol
y me pagan una miseria por el trabajo de meses
para venderlos en las ciudades lejanas de Europa.

No entiendo a los que se hacen mis amigos para sacarme conocimientos,
los que vienen con grandes máquinas para talar el bosque,
los que agujerean la tierra para sacarle su sangre,
los que esconden en la comunidad basura en bidones para contaminarnos,
los que nos ponen vacunas, los que experimentan con mi sangre,
los que tienen buena fe y creen que vienen a ayudarme a integrarme poniéndome cables de luz
y trayendo la “caja boba” para confundirme,
los que me ponen zapatos,
los que quieren cambiar mis costumbres ancestrales,
los que me miran como un bicho raro y me sacan fotos,
los que quieren que baile por dinero,
los que vienen con muchas palabras bonitas a hacer iglesias
en nuestros lugares sagrados,
los que intentan esclavizarme con dependencias ajenas a mi cultura,
los que entran armados en nuestras tierras para echarnos,
a los extranjeros que vienen de vacaciones
de guerrilla a enfrentarme con los militares y luego
se van protegidos a sus lejanas tierras…
a veces las cosas se ponen peor para nuestra gente, nos apresan, nos matan…

Tampoco entiendo a los que me desprecian,
los que me ignoran,
los que no les importo nada y me roban todo, hasta mi dignidad…

Soy mujer indígena y sé lo que quiero…
cambiar cosas, esas cosas que duelen dentro
y se van agrandando como la impotencia, el desamparo,
la destrucción, las palabras incumplidas, el desamor
y ese sentimiento de estar siendo violada constantemente.

Quiero gritar
¡Déjenme en paz!… Quiero seguir viviendo así
simplemente, con la tierra y mi gente,
la que ríe, la que crea,
la que vibra la vida así como es, sin alterar las cosas,
la que comparte, la que acaricia,
la que no tiene prisa y ama sin esperar nada,
la que no se aburre…

Quiero que me respeten,
soy mujer de la tierra, fuerte como el árbol
que resiste al viento como el junco en la corriente,
firme como la montaña más alta, frágil como el colibrí
y dulce como los atardeceres.

Soy mujer indígena, hija de la tierra y el sol
y aunque no entienda muchas cosas,
se lo que quiero, tengo esperanza y sé que las cosas
van a cambiar.

 

“Gladys Vila Pihue ha dado vida a la Carta de una Mujer Indígena, de la autora Chelita – Sudamérica y que se encuentra en la revista “Yo Indio” Nº 4, y que tenemos el gusto de compartir para deleite de nuestras y nuestros radioescuchas.”

Imágen: Olmo Canales Tello
Título: La mujer indígena, un orgullo que se lleva en la mirada
Lengua: Náhuatl
Lugar: Localidad de Ahuexotitlán, municipio de Atlixtac
Proyecto: EDESPIG
Dependencia: PUMC-UNAM

http://cronicasinmal.blogspot.com.br/2013/06/carta-de-una-mujer-indigena.html?spref=fb


It’s time to build anew

Time to build anew

We cannot put new wine into old bottles.

The new wine is the energy of the mystical renaissance sweeping across the planet,

a psychic upheaval more profound than any political or social revolution.

Efforts to strike deals with old paradigms will meet with resistance from new forces as well as old,

for they will be experienced as insincere.

It is too late to run back into the burning house and try to save it.

It is time to build anew.

 

Marianne Williamson


Estaba allí

Imagen

… y estaba allí
yo no sabía
surgió de pronto
como una ráfaga
sin dueño
porque era ajena
y era mía
lo irrefutable
es que es de ambos
no sé si para siempre
o para nunca
lo curioso es que cuando
 me miro en sus ojos
es como si me enfrentara
con mi alma

 

Benedetti


The great bell chant

 

May the sound of this bell penetrate deep into the Cosmos

even in the darkest spots, living beings are able to hear it clearly

so that all suffering in them cease,

understanding comes to their heart

and they transcend the path of sorrow and death.

 

The universal dharma door is already open

The sound of the rising tide is heard clearly

The miracle happens: a beautiful child

appears in the heart of a lotus flower

One simple drop of this compassionate water

is enough to bring back the refreshing spring

to our mountains and rivers.

 

 

Listening to the bell

I feel the afflictions in me begin to dissolve

My mind calm, my body relaxed,

a smile is born on my lips.

Following the sound of the bell my breath brings me back

to the safe island of mindfulness

In the gardens of my heart

the flowers of peace bloom beautifully.


To be human

“…To be human
is to become visible
while carrying
what is hidden
as a gift to others.

To remember
the other world
in this world
is to live in your
true inheritance.

You are not
a troubled guest
on this earth,
you are not
an accident
amidst other accidents
you were invited
from another and greater
night
than the one
from which
you have just emerged…”

 

David Whyte

From “What to remember when waking”


In Paradisum (Requiem)

Va por ti, Carmen. Que la Luz te guíe dondequiera que estés… Descansa en paz.

In paradisum deducant te Angeli; in tuo adventu suscipiant te martyres,et perducant te in civitatem sanctam Ierusalem. Chorus angelorum te suscipiat, et cum Lazaro quondam paupere æternam habeas requiem.

May angels lead you into paradise; upon your arrival, may the martyrs receive you and lead you to the holy city of Jerusalem. May the ranks of angels receive you, and with Lazarus, once the poor man, may you have eternal rest.


Magia, simplemente…


I will have become

I will have become like
the madman running
to see the moon
in the window,
the hawk
I saw tracing the cliff edge
above the river.

I will be the man
I have pursued all along
and finally caught.
I will be
all my intuitions
and all my desires
and then I will walk
slowly down the steps
as if dressed in white
and wade into
the water for
a second baptism.

I will be like
someone who cannot
hide their love
but
my joy will become ordinary
and everyday
and like a lover
I will find out
exactly what it is like
to be the happiest,
the only one
in creation
to really
understand how much,
I’m just
a hair’s breadth
from dying.

David Whyte